8 feb. 2017

El sueño europeo se termina, el orgullo queda

Gran Canaria 100 - Fuenlabrada 76. El Montakit se despide de la EuroCup con la frente en alto. Decisivo tercer cuarto. Royce O’Neal y Sasu Salin, letales para un equipo pío-pío que pasa a cuartos de final. Marko Popovic batió el récord de puntos en el torneo, 1188, uno más que los históricos 1187 de Mire Chatman. 


La quinta aventura europea para el Fuenlabrada terminó en Gran Canaria, donde los de Jota Cuspinera llegaron con opciones soñando con unos cuartos de final que quedaron en manos del cuadro claretiano, enorme rival que debió emplearse a fondo en la segunda mitad ante un combativo Fuenla al que la gasolina sólo le llegó hasta el comienzo del último cuarto.

La derrota, merecida, no debería empañar el magnífico torneo realizado por el Montakit (Top16, balance de 6-8), dejando el buen sabor de los seis triunfos en el Fernando Martín ante rivales de fuste y la sensación de que este grupo aún puede seguir creciendo en la Liga, donde ya tiene encarrilada la permanencia y que, merced a las últimas buenas actuaciones (seis victorias en los últimos ocho partidos ACB), se mantiene en carrera por el playoff (por segundo año sucesivo). El sueño europeo se termina, el orgullo queda.


Royce O'Neal, 34 de valoración, imparable (Foto: Gran Canaria)

Volviendo al partido de hoy, el duelo arrancó con un 5-0 de Bo McCalebb, distancia que se estiró hasta el 13-3 con dos triples de Sasu Salin. Jota lo paró y aunque el Fuenla hilvanó un 7-0 (cinco puntos de Ivan Paunic), el conjunto amarillo devolvió la moneda con un 9-0 que colocó la máxima renta: +12 (24-12). La sangría fue cortada Luka Rupnik con un oportuno triple, mientras Marko Popovic, que entró al final del cuarto, lo cerró con sus primeros dos puntos (26-19).

El Montakit seguía creciendo, y en el ecuador del segundo acto consiguió ponerse arriba con un minuto y medio de inspiración de Rafa Hettsheimeir, que en una ráfaga encadenó ocho puntos, incluidos un par de 2+10 (34-36) (esos serían los únicos puntos del brasileño en todo el partido). Luego del pertinente tiempo muerto de Casimiro, el choque se equiparó, y si bien Salin embocaba dos nuevos triples, los visitantes no se amedrentaban y respondían con un trabajo coral que repartía puntos para todos, siendo Paunic, con un triple, el que colocaba las tablas al descanso (47-47). Todo abierto.


 Marko Popovic, 15 puntos, ante la gran defensa del Gran Canaria (Foto: Quique Curbelo / La Provincia)

McCalebb se reconectó en el inicio del tercer cuarto (51-47), período donde el Fuenla no pudo sostener ni el físico ni el ritmo del rival: 16-2 de salida (63-49). Más tarde, con -15, en el sonido ambiente de la televisión se oía nítidamente gritos de “Fuenlabrada, Fuenlabrada”, los cuales procedían de los ocho hinchas fuenlabreños que viajaron hasta Gran Canaria para ‘hacerle el aguante’ a un Fuenla que nunca caminará solo. Pero el ‘Granca’ no dio tregua y endureció su defensa, manteniendo un gran acierto adelante que le permitió irse por 20 puntos (74-54, min. 29).

Parecía que estaba todo cocinado, pero los de Cuspinera, antes de bajar la cortina, juntaron fuerzas y lanzaron un último intento para lograr una proeza con un parcial de 15-2 que hizo que nadie se despegara de las pantallas en el sur de Madrid (76-69). Pero la heroica se truncó allí, porque O’Neal, una bestia de jugador, pidió la bola y clavó un triple del cual el Fuenla, con las piernas cargadas, ya no podría recuperarse. Entre él y Richard Hendrix reventaron el choque rápidamente (92-74), llegándose a un exagerado marcador final (100-76). En las estadísticas, el encuentro también será recordado por el récord de anotación que batió Marko Popovic, 1.188 puntos, uno más que la histórica marca de Mire Chatman. 

 Sasu Salin, cinco triples, se fue hasta los 19 puntos(Foto: Quique Curbelo / La Provincia)


  • Apuntes

Tras llegar 47-47 al descanso, el Gran Canaria ganó el segundo tempo 53-29.

Royce O’Neal, 19+7+6 y 34 de valoración (24’).

Sasu Salin, 19 puntos (5/9 T3).

Marko Popovic anotó 15 puntos y llegó a los 1.188 en la EuroCup, superando por uno el récord histórico de Mire Chatman.

Ocho aficionados de la peña Fuenlabrada Blues volaron a Gran Canaria para respaldar al Fuenla.

El Fuenlabrada cierra la EuroCup con un balance de 6-8, no habiendo podido ganar ningún partido como visitante.

El Gran Canaria se enfrentará al Hapoel Jerusalem en cuartos de final, al mejor de tres partidos.  El equipo israelí, que cuenta con Amare Stoudemire, tiene ventaja de campo.


Bo McCallebb golpeó en los momentos oportunos (Foto: Quique Curbelo / La Provincia)

 Ficha técnica

Herbalife Gran Canaria 100 (26+21+27+26): Bo McCalebb (15), Sasu Salin (19), Royce O’Neal (19), Eulis Báez (7) y Anzejs Pasecniks (4) -quinteto inicial-. También jugaron: Albert Oliver (6), Oriol Paulí (4), Kyle Kuric (8), Ryan Hollins (2), Pablo Aguilar (6) y Richard Hendrix (10). Entrenador: Luis Casimiro. No utiizado: Xavi Rabaseda.

Montakit Fuenlabrada 76 (19+28+14+15): Ludde Hakanson (10), Paco Cruz (6), Ivan Paunic (10), Ian O'Leary (3) y Blagota Sekulic (2) -quinteto inicial-. También jugaron: Luka Rupnik (10), Rafa Hettsheimeir (8), Marko Popovic (15), Rolands Smits (7) y David Wear (5). Entrenador: Jota Cuspinera. No utilizado: Víctor Moreno y Chema González.

Árbitros: Piotr Pastusiak (Polonia), Clemens Fritz (Alemania) y Uros Obrknezevic (Serbia). Sin eliminados por faltas personales.


Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 16 de la EuroCup. Pabellón Gran Canaria Arena (5.619 espectadores).


8 aficionados de la Peña Fuenlabrada Blues viajaron a Gran Canaria (Foto: Twitter)


 • Sala de prensa
Marko Popovic se dispone a anotar un tiro libre, su punto 1188 en la EuroCup (Captura TV)


Los Blues, manos arriba, en 'su cajón' de Gran Canaria (Foto: Quique Curbelo / La Provincia)