1 ago. 2016

Armando Polo, ‘padre’ de la cantera fuenlabreña, crea un club femenino

El entrenador lucense, que llevaba casi 30 años como jefe de cantera del Baloncesto Fuenlabrada, se refiere a su reciente marcha del club. En 1987, junto a Juan Antonio Jiménez, sentaron las bases del actual ‘Fuenla’. Tres décadas después, explica su labor formativa y emprende un nuevo proyecto en la ciudad. 


La cantera es uno de los pilares de los que siempre ha presumido el Baloncesto Fuenlabrada, siendo en los últimos años de de los clubes de la ACB con mayor cantidad de canteranos que llegan al primer equipo. Detrás de ese enorme trabajo formativo hay un grupo de trabajo cuyo jefe ha sido, hasta hace dos meses, Armando Polo Lugilde (Lugo, 23-08-1960). El entrenador lucense había llegado al club en 1987, haciéndose cargo del equipo senior, el único que existía, profesionalizándolo y estableciendo unas bases que serían indispensables para el posterior crecimiento de la entidad. Con él al frente de la parte deportiva, y junto a la presidencia de Juan Antonio Jiménez, comenzaron a crearse equipos de cantera, amparados todos bajo una filosofía de trabajo que prioriza la formación del jugador por encima de los resultados inmediatos. 

A fines de mayo, sin embargo, el club decidió realizar un cambio drástico y contrató a Nacho Rodilla como nuevo jefe de cantera. De esta manera, con casi 30 años de labor formativa en Fuenlabrada sobre sus espaldas, Armando Polo debió marcharse de la entidad, salida que fue acompañada por otros experimentados entrenadores de cantera. Pero la pasión por el baloncesto del ‘padre’ del ‘semillero’ del Fuenla es tan grande que, lejos de quedarse quieto, ya trabaja en un nuevo proyecto en la ciudad: el Club Baloncesto Femenino Fuenlabrada, el cual comenzará a formar jugadoras en el barrio de Loranca a partir de septiembre. La historia parece repetirse tres décadas después, creándose una estructura de club con Armando Polo dirigiendo la faceta deportiva y con Juan Antonio Jiménez, nuevamente, como presidente.

Armando Polo (Foto: FBM.es)

En una extensa entrevista, Armando Polo echa la vista atrás y explica su trabajo en el club, además de presentar su nuevo proyecto:

  • Salida del club

“Ha sido una sorpresa porque yo no me lo esperaba. De hecho, la reunión donde me lo comunica Ferran (López), la había convocado yo para hablar de la incorporación de un chaval al equipo infantil y de la próxima temporada. Ahí él me dijo que quería hacer un cambio, que a día de hoy no me explicó en qué consistía, y ese cambio pasaba porque yo no estuviera más como jefe de cantera. Yo tampoco soy mucho de discutir, sólo le pregunté si lo había pensado bien y si lo había hablado con quien tenía que hablarlo. Me dijo que sí, y entonces le dije, como faltaba un partido de liga, que yo dirigía a los infantiles, que cómo hacíamos a nivel práctico y ya está. Yo a Ferran siempre lo vi como un director deportivo que es un ex jugador, que tiene su formación para ejercer esa labor. Yo soy entrenador. Tenemos muy poco en común para hablar. Él es un director deportivo que actúa de una manera determinada, que tiene sus influencias, y está más cerca del equipo de LEB Plata, del entrenador de LEB Plata, y desde ese punto de vista, entiendo que él haga su análisis. Y yo soy un entrenador que llevo una cantera y trabajo de otra manera. Si la decisión está tomada, la acato y espero que esa decisión sea la mejor para el club. Ahora, como no me explicaron muy bien en qué consiste el cambio, no puedo analizarlo. No tengo los elementos. Se lo dije a él: lo único que no entendí es que si había algo que querían cambiar, que no estaba bien, que a mí no me lo dijeran de antemano. Y además que si querían tener un director de cantera ‘full time’, que a mí nunca, en los 30 años que llevo en el club, que además soy funcionario, a mí nadie me lo hubiera preguntado. Entiendo que si en algo no estaban de acuerdo, me lo podían haber dicho. Dicho esto, cada uno es muy libre de tomar sus decisiones, y si él entiende que este cambio debe hacerse, espero que sea para bien de la cantera”.


  • Nuevo proyecto: Club Baloncesto Femenino Fuenlabrada

“Tenemos ya el club formado, con el papeleo ya hecho, del Club Baloncesto Femenino Fuenlabrada. Empezaremos este proyecto con escuelas aquí, con un par de colegios. Estamos dándole forma porque no sabemos todavía la cantidad de niñas que vamos a tener. Empezaremos de abajo con las escuelas, como en su momento hicimos con los niños.  El 1 ó 2 de septiembre haremos unas pruebas de selección. Con el paso del tiempo queremos hacer un club. Entrenar llena una parte de mi vida, y quiero transmitir lo que siento por el baloncesto. Da igual si las niñas son muy buenas o si no lo son muy malas, el nivel es lo de menos, lo que yo busco es que mi aportación haga que ellas crezcan como jugadoras”.

  • Loranca

“Hablamos con el Patronato y lo más normal es que estemos en una instalación nueva, al lado del campo del Club de Fútbol Fuenlabrada y el Forus, en Loranca. Es una instalación que van a cerrarla cubriéndola por los laterales, y también estamos intentando conseguir un instituto del barrio de Loranca, a última hora. Esto iría en función de la cantidad de niñas”.

  • Entrenadores

“Nino Conde, Mariano Arasa y yo estamos desde el principio. No conozco ningún club nuevo que tenga tres entrenadores superiores de este talento y de esta capacidad de trabajar con la formación, porque estamos hablando de entrenadores de máximo nivel que han estado en todas las categorías. Es todo un lujo. Además, Juan Antonio (Jiménez) va estar desde el principio como presidente. Ya tenemos la estructura completa. Con él tenemos la misma ilusión con la que hace 30 años montamos el masculino”.

  • Femenino

“El club lo tenemos inscripto como ‘Femenino Loranca’, pero a la larga se va a llamar ‘Femenino Fuenlabrada’, porque va a abarcar a toda la ciudad. Cuando volvamos de vacaciones, porque agosto en España es sagrado, con la junta directiva ya le cambiaremos el nombre a ‘Femenino Fuenlabrada’.


Armando Polo, en una reciente mesa redonda en el Fernando Martin (Youtube / Baloncesto Fuenlabrada)


  • Baloncesto Fuenlabrada, 1987-2016

“Empezamos de la nada. No existía el club como tal, y empezamos a formarlo con una cantera, que tampoco existía. El trabajo fue brutal porque fue de nada a todo. Teníamos mucha ilusión. Mi vida no se entiende sin el baloncesto. Soy lo que soy con el baloncesto. Yo lo mismo que hice en el Fuenlabrada lo hice con dos clubes más. Nunca entrené en un club que yo no creé, y los creé y los entrené con mi filosofía. Es algo de lo que estoy orgulloso. Siempre estuve ligado al trabajo de formación. Si entrené en senior fue por necesidad del club, porque me lo pidieron. Yo entiendo mi trabajo con una relación directa entre mi trabajo y la ilusión que pone el jugador por llevarlo a la práctica. Eso sólo puedes hacerlo con formación. La ilusión que tiene un niño alevín cuando se pone su camiseta para jugar un sábado, cómo se ata las zapatillas, cómo afronta un entrenamiento… eso no lo puedes ver en ningún otro lado. Es una forma de entender el baloncesto. Fuenlabrada para mí es eso, una parte importante de mi vida, porque mi vida es el baloncesto. En Fuenlabrada estuve 30 años, pero el baloncesto no se acaba ahora en el Baloncesto Fuenlabrada Sociedad Anónima Deportiva, porque seguiré entrenando. Por eso acabamos de crear otro club de baloncesto femenino. Siempre entrenaré en baloncesto, que es lo que me gusta, entrenar a niños, formar”.

  • Filosofía

“Hay dos cosas fundamentales. Una es pensar, y la otra es que aquí en Fuenlabrada siempre hemos trabajado con un grupo inicial. Un grupo inicial es un grupo de una escuela de Fuenlabrada, que son los niños de aquí, con el talento que tienes. Y con ese grupo inicial hay que competir, y eso te lleva a trabajar de otra manera. Algunos serán buenos, otros malos, otros gorditos, otros pequeños. Tienes que intentar que todos mejoren, que el equipo juegue mejor. El que sea muy malo no se tiene que fastidiar, sino que tiene que mejorar. Si de algo nos vanagloriamos aquí es que ese grupo inicial, que no cogería en ningún club en junior, competían con clubes que al principio no hubiesen cogido a ninguno de los nuestros. Comenzábamos con un grupo de benjamines, y así hasta junior, y ahí sí, lo que no teníamos, tratábamos de ficharlo, de cara a un equipo LEB Plata o a un ACB. Esa filosofía la mantuvimos todo el tiempo”.

“De lo que estoy más orgulloso es de haber creado un equipo de trabajo que desde el principio mantuvo una idea de cómo debería trabajar la cantera, tanto a nivel filosófico, como de metodología y de trabajo técnico. La prueba está en estos años: el producto final de jugador que salía del Fuenlabrada es identificable, un producto final que demuestra que la forma de trabajar es la correcta para sacar un buen jugador”.

“Yo en los partidos de mis infantiles no pido tiempos muertos. Es su baloncesto. Les estás obligando a que no sean meros papanatas. Si hay algo que odio es el jugador al que le acaban de pitar una falta y miran al entrenador. ¿Qué quieres que haga? Reacciona. Piensa. Lee lo que ves allí. Si algo aprendí en todos estos años es que la parte más inteligente de este deporte son los jugadores. En un equipo profesional, todos van a sus números, a sus estadísticas, pero cada jugador, positivamente, sabe perfectamente qué entrenado les aporta, qué entrenador le está formando, qué entrenador le está ayudando, y quién no. Lo diga o no lo diga. Esté a gusto o no esté a gusto. Mira, en una semifinal de Campeonato de España, les dije a mis jugadores: ¿Sabéis lo que tenéis que hacer para ganarle a este equipo? Y me dijeron: ‘Sí, defender en zona’. Era un rival más pequeño. Y yo les pregunté: ¿Queréis defender en zona? ‘No –me respondieron-, estamos aquí para formarnos, y para formarnos vamos a defender en individual, que nos cuesta más’.  Alberto Jodar  me dijo: ‘Esto es en lo que creemos’. Yo, como entrenador, no entraba por la puerta, porque había llegado a los jugadores. Esto nunca se lo conté a nadie. El equipo creía en esa manera de jugar. Alberto y todo el equipo, y perdimos aquella semifinal. Ellos son muy inteligentes. Saben perfectamente lo que les hace mejores”.

“Hacemos mucho énfasis en el tema de los niños, de las escuelas, porque creemos que el tema social tiene que ir parejo con el tema deportivo, con el tema profesional. La ciudad ahora demanda baloncesto. Esto es lo que en su momento queríamos conseguir, que se vaya creando ese amor al baloncesto en Fuenlabrada, que la gente quiera ver a su equipo en la ACB. Ahora sí que creo que hay un sentimiento del baloncesto de la ciudad con el club”.

  • Cantera de entrenadores

“Lo mejor de este club es el grupo humano. Muchos de sus ex jugadores luego fueron entrenadores. Incluso algunos jugadores que yo he cortado, después pasaron a ser entrenadores y mantienen nuestra filosofía. Aquí también somos formadores de entrenadores. Tenemos una planificación para ello. Así salieron Fran Hernández, Sergio Jiménez, Felipe Cendrero”. (Fran Hernández, ex ayudante en la ACB con el Fuenlabrada, ahora ayudante en Burgos de LEB Oro; Sergio Jiménez, ex ayudante ACB con el Fuenlabrada, acaba de ascender con el Araberri a LEB Oro, y ahora entrena al Peñas Huesca en LEB Oro, todo como primer entrenador).

  • Javi Vega

“Javi es uno de nuestros primeros proyectos de canterano que llegó al final, con filosofía 100% fuenlabreña: un jugador versátil, atípico en cuanto al físico, porque sería un poste, pero Javi jugó por dentro y por fuera, saliendo de su encasillamiento. Él botaba y tirada, mejor o peor, pero lo hacía, y llegó hasta profesional, y hoy sigue jugando a buen nivel. Y si tuviera más mala hostia, sería mejor jugador. Es demasiado buen tipo (risas). Hay un punto de egoísmo personal, de mala leche, que te da un plus competitivo”.

  • Alberto Jodar

“El tema de Alberto es muy complicado. Fue de los primeros jugadores de máximo nivel que nosotros teníamos, por no decir el primero. Como gestionar a un talento puro como él no era fácil, además porque no era un jugador que le encantara el baloncesto. El entendía el baloncesto, pero tenía otras cosas en la vida, como la música. El baloncesto no era lo más importante para él. Eso se juntó todo: la bisoñez del club, el entorno familiar, Alberto y sus intereses… todos tenemos parte de culpa, pero realmente era un talento espectacular. Le he visto hacer cosas a Alberto que no le he visto hacer a nadie más. Era un alevín muy grande, al que trabajamos para que pudiera botar, pudiera pasar, que pudiera correr. Enfocamos su trabajo para que pudiera jugar de escolta, de alero, y hasta le hicimos jugar de base, no para que jugara de base, sino para adquiriera gestos técnicos, conceptos y movimientos. Alberto era muy inteligente. A partir del infantil de primer año, verle jugar era un espectáculo. Hacía lo que le daba la gana, tenía un talento impresionante”.

  • Júniors en el trabajo ACB

“Muchos entrenadores, Salva Maldonado, Luis Casimiro, Trifón Poch, Chus Mateo, nos decían: ‘Estoy encantado con tus júniors. No son un estorbo. Los subo a entrenarse y entienden el juego’. Eso es un gran elogio para una cantera, de que un júnior entienda el juego, que piense, que no estorbe al trabajo de un equipo ACB. Ese tipo de trabajo era característico de la cantera del Fuenlabrada”.

“Salva Maldonado es un tío muy tranquilo. A mí, de los entrenadores de la ACB que están en activo, es el que más me gusta, por su simplicidad, por la lectura de lo que es el juego, por la tranquilidad que transmite. Da mucha confianza al jugador”.

Armando Polo, casi 30 años formando en la cantera del Fuenla (Foto: Baloncesto Fuenlabrada)





6 comentarios:

Anónimo dijo...

Fue entrenador mío el primer año de Fuenla en Nacional, inaugurando el Fernando Martín. Y Nino compañero de equipo. Guardo un gran recuerdo de él como entrenador y persona, igual de Nino, Mariano y Juan Antonio. ¡¡Éxito asegurado!!
Richi Glez. Dávila

Don Alex dijo...

Uno de los mas grandes, con el que tuve la suerte de entrenar a sus órdenes.

Borja Barrete dijo...

Ojalá un día tengamos al femenino Fuenlabrada en la Liga Femenina.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Ezequiel Costa dijo...

Hola Anónimo de las 12:46,

En este blog valen todos los comentarios, pero cuando se opina de terceros, creo que hay que dar la cara y no esconderse en el anonimato.

Armando Polo expuso sus ideas en la entrevista, con su nombre y apellido. Si usted no hace lo mismo, procederé en breve a borrar su comentario.

Un saludo,
Ezequiel Costa

Anónimo dijo...

Grandísimo entrenador y grandísima persona, siempre estaré agradecido a todo lo que Armando Polo a hecho por mi formación como persona principalmente y además como jugador y entrenador.

No tengo dudas de que este nuevo proyecto acabará fructificando como lo hizo el baloncesto masculino en Fuenlabrada.

Mucha suerte Armando.