19 dic. 2015

Historias del River - Barça (III):
Blaugranas con la Banda Sangre

Once futbolistas han defendido la elástica culé y la remera de la Banda Sangre: Caffaretti, Loayza, Cubilla, ‘Milonguita’ Heredia, Pizzi, Bonano, Sorín, Saviola, Maxi López, Mascherano y Alexis Sánchez. Entre los entrenadores, Menotti y 'Toto' Lorenzo. A su vez, los casos de Medrano, Di Stéfano, Guardiola y Messi.


Un total de once futbolistas han defendido hasta ahora las camisetas del FC Barcelona y de River Plate. Más allá de la cifra, tal vez los dos jugadores más representativos de esta lista sean Saviola y Mascherano, ambos todavía en activo: el primero de vuelta en Núñez y el segundo siendo ya un referente del conjunto blaugrana.

Entre los onces, hay ocho argentinos y tres extranjeros: Loayza, Cubilla y Alexis Sánchez. Asimismo, tres fueron transferidos directamente desde River al Barça (Bonano, Saviola y Maxi López), mientras que cuatro han sido los que desde el Camp Nou aterrizaron en el Monumental (Loayza, Cubilla, Pizzi y Medrano).

Asimismo, dos entrenadores dirigieron a ambos clubes, el ‘Toto’ Lorenzo y el ‘Flaco’ Menotti, ambos sin éxitos en ninguno de los dos equipos.

A continuación, unas breves semblanzas de cada uno de ellos. Además, algunas líneas sobre Medrano, Di Stéfano, Guardiola y Messi.


Tapa de El Gráfico en 1939: Florencio Caffaratti 


Florencio Caffaratti. Volante derecho. El primero en vestir ambas camisetas. En River estuvo entre 1939/40, con 6 goles en 14 partidos, y en el FC Barcelona entre 1947 y 1949.

Miguel Loayza. Delantero internacional peruano que jugó sólo dos partidos con los culés (2 goles) en la campaña 1959-60. Con River, 7 goles en 19 partidos en 1966.

Luis 'El Negro' Cubilla. Puntero derecho uruguayo del cuadro culé entre 1962 y 1964, año en que pasó a River (1964-68). Con gran personalidad, pícaro y lenguaraz, es el único que ha sido campeón en Uruguay con tres equipos diferentes: Nacional, Peñarol y, lo que es muy meritorio, Defensor. Luego, en su vasta trayectoria como técnico, también dirigió a River.

Juan Carlos ‘Milonguita’ Heredia. Delantero de los blaugrana entre 1974 y 1980, que pasó a River ese mismo año. Con la Banda Sangre sólo estuvo una temporada (80-81), anotando 5 goles en 18 partidos. Fue internacional con España bajo el mandato de Kubala. Su apodo lo heredó de su padre, por 'milonguear' a sus rivales, gambetearlos.

Juan Antonio 'El Lagarto' Pizzi. Delantero que desde Rosario Central pasó al Tenerife, y de allí al Barça, donde estuvo entre 1996 y 1998. Luego pasó directamente a River, donde sólo estuvo una campaña, 1998-1999 (11 goles en 35 cotejos). También internacional con España, le marcó un gol a Argentina en el 95.

Roberto Oscar ‘Tito’ Bonano. Arquero de River entre 1996 y 2001, año en que pasó al Barça, una etapa convulsa del equipo catalán donde no pudo afirmarse en la portería (2001-03). Pasó luego por Murcia y Alavés, siendo actualmente entrenador de porteros en el Celta, equipo dirigido por su ex compañero en River, ‘Toto’ Berizzo.

Juan Pablo Sorín. Lateral izquierdo que defendió ‘el manto sagrado’ entre el 96 y el 99, recalando en el Camp Nou en 2003. Si bien su paso por Barcelona fue breve, empatizó fuera de la cancha con la afición blaugrana, dado su facilidad de palabra y su interés por aprender el idioma catalán (su presentación la hizo en ese idioma). Más allá de ello, fue uno de los mejores laterales zurdos argentinos de las últimas dos décadas.

Javier Pedro ‘Conejo’ Saviola. Delantero que desde muy joven explotó con la Banda Sangre en 1998, siendo fichado por el Barça en 2001 por la friolera de 36 millones de euros (en River, en su momento, se publicó que habían ingreso 18 millones por su venta, justo la mitad de lo declarado en Barcelona). Si bien arrancó metiendo goles, paulatinamente su carrera se fue desinflando (sobre todo por las expectativas creadas en sus comienzos), quedándose en un buen delantero. En julio, con 34 años, pegó la vuelta al Monumental, donde espera retirarse.

Maximiliano Gastón López. Delantero riverplatense entre 2001 y 2005, cuando fue vendido al Barcelona en el mercado de invierno, dónde jugó una temporada. En Champions, metió un recordado gol al Chelsea en el Camp Nou.

Javier ‘Jefecito’ Mascherano. Central y mediocentro, brilló en River entre 2000 y 2005, y ahora lleva cinco temporadas y media en el conjunto culé. Emblema de la selección argentina, en Japón se medirá a ‘su’ River.

Alexis Sánchez. Delantero chileno, con River en la campaña 2007/08 (campeón con Simeone como entrenador), y del Barça entre 2011 y 2014.


Mascherano, ex '5' de River, ahora en el Barcelona  (Foto: La Nación)



  • Medrano no llegó a debutar en River

Carlos Domingo Medrano fue arquero del Barcelona en la temporada 1959-60, donde atajó cuatro partidos bajo la sombra del titularísimo Antonio Ramallets. El club culé lo transfirió a River, donde estuvo tres años, entre 1960 y 1963, no llegando a debutar con el buzo riverplatense debido a tener por delante a dos gigantes: Amadeo Carrizo y Rogelio Domínguez.


Carlos Medrano pasó del Barça a River, donde fue suplente de Amadeo Carrizo (Foto: Todocoleccion.net)



  • El ‘caso Di Stéfano’

Alfredo di Stéfano cambió la historia del Real Madrid. Sin embargo, su fichaje por los blancos en 1953 estuvo envuelto en la polémica, un conflicto tan grande que, a día de hoy, sigue levantando ampollas entre culés y merengues. En pocas líneas, la ‘Saeta Rubia’ pertenecía a River, pero se había ido a jugar al Millonarios de Colombia, cuya liga era considerada ‘pirata’ por la FIFA. En 1953, Di Stéfano debía volver a River, club que tenía sus derechos, y emisarios del Barcelona llegaron a Buenos Aires, donde ficharon al genial jugador. Por su parte, el Real Madrid también lo fichó, pero al Millonarios. La cuestión es que ‘Minellita’ viajó a la Ciudad Condal, donde se entrenó e incluso llegó a debutar en un amistoso. Y ahí se abre la controversia, porque luego viajó a Madrid, y ambas entidades lo reclamaron como propio. En su momento se falló en que juegue una temporada en cada equipo, situación que el Barça desistió denunciando presiones políticas en tiempos de Franco. El tema es tan extenso que mejor dejarlo aquí…


Alfredo Di Stéfano, con la camiseta del Barça (Foto: Wikipedia)


  • Guardiola, ofrecido a River en 2005

Transcurría 2005 y Javier Mascherano había sido transferido al Corinthians, y a Núñez llegaba un ofrecimiento atípico: Josep Guardiola, que apuraba sus últimos cartuchos en Qatar, estaba a punto de firmar por River. José María Aguilar, presidente del club, reconoció que tenía todo acordado con el representante de Pep, pero que Leo Astrada, entrenador en ese momento, le bajó el pulgar alegando la larga inactividad que arrastraba el hoy técnico del Bayern de Múnich. En su reciente visita a Buenos Aires, en el teatro Gran Rex, Guardiola bromeó al recordar lo sucedido: “Cuando Mascherano se fue a Corinthians hubo un contacto con River pero yo estaba en las últimas. Así que en River acertaron”.


Portada del Diario Olé en 2005


  • Messi, a prueba en River

Si Di Stéfano cambió la historia del Real Madrid, Lionel Messi es el jugador franquicia del mejor Barcelona de siempre, el equipo ‘top’ del mundo de la última década. Conocida es su prueba en River con 12 años, cuando aún jugaba en la cantera de su Newell’s del alma, pero el presidente José María Aguilar declinó hacerse cargo del tratamiento hormonal del pequeño genio. Allí su padre Jorge decide probar en el Barcelona, y la película luego es famosa.

Curiosamente, en Argentina, la mayoría de los hinchas de River admira a Messi, mientras que muchos aficionados de Boca acusan al rosario de ‘frío’ (es una generalización, a sabiendas que habrá opiniones para todos los gustos). Sin embargo, en el libro ‘Messi’, del prestigioso periodista Guillem Balague, recogen unas declaraciones de Gerardo Grighini, ex canterano de NOB, sobre Lionel: “Él dice que es hincha de Newell’s, pero cuando éramos chicos éramos hincha de River […] Él era fanático de Aimar, que en ese momento jugaba en River, mirábamos los partidos y los dos hinchábamos por River. Pasamos muchas horas juntos”.

Jugando con las líneas de tiempo, si Messi en el año 2000 se hubiese quedado en River, en 2005, con 17 años, podría haber sido compañero de equipo de Guardiola. La situación nunca se dio, pero cuestiones del destino, ambos cruzaron sus caminos en el Camp Nou, con Pep como director de una obra maestra, y con Messi como el mejor del planeta fútbol.

Captura del libro 'Messi', de Guillem Balague (Imagen: @HakazeSnt)



Enlaces
Historias del River - Barça (I): La final que debió jugarse hace 29 años
Historias del River - Barça (II): Tres precedentes amistosos
Historias del River - Barça (III): Blaugranas con la Banda Sangre
Historias del River - Barça (y IV): El mejor equipo del mundo, lejos

1 comentario:

La Liga 2016 dijo...

Gracias por tu artículo~
Los contenidos de este artículo, que me haga saber más sobre Club Barcelona;
Voy a estar más apoyo Club Barcelona;
Los aficionados lo hacen para siempre;