5 jul. 2011

El 'jugador del pueblo' tiene quien le escriba

Uno de los tópicos cada vez que juega Argentina es el bajón de Messi respecto a su estratosférico nivel en el Barça. Del repetido “y qué querés, si es un cheto-pecho frío que no siente la camiseta, que se quede en España con sus millones” al "que haga como Tevez, que se deja la piel".

Tan cierto es que el rendimiento de Lionel no es el mismo con la albiceleste como que los que lo atacan suelen tener su particular concepto del fútbol. ¿Contra quién cargarían los ‘sabiondos’ futboleros si Messi se hubiera decantado jugar para España? ¿Contra el Kun? ¿Higuaín?

Al menos los críticos reconocen que el Barça (Xavi, Iniesta y compañía) no es la albiceleste, y que Batista (o Maradona, o Basile, o Pekerman…) no es Guardiola.

“Messi es mi nueve, Messi es mi nueve”, se cansó de repetir el Checho antes de la convocatoria de la Copa América, lista en la que inicialmente no aparecía Carlos Tevez. Sin embargo, luego de una ultimísima charla para limar asperezas el delantero del Manchester City fue llamado (Batista comenzó a demostrar flancos débiles en su autoridad como seleccionador), y es más, entró directamente como titular en el debut ante Bolivia y jugando de nueve. El equipo no generó volumen de juego, estuvo cortocircuitado arriba (otra vez) y Messi, en el segundo tiempo, se posicionó al lado de Mascherano y casi no gravitó en el juego.

Sabido es que el diez del Barça y el Apache son incompatibles, dentro y fuera de la cancha. Llegados a ese punto, son decisiones de un entrenador que hasta el momento no ha sabido sacar el máximo rendimiento de sus jugadores.

Personalmente creo que Messi hace mejor a sus compañeros, y que Tevez, que también es un gran jugador, abusa del tribunerismo, escudándose en eso del 'jugador del pueblo’, el tipo divertido que entretiene a los medios (y les da de comer, y comen todos juntos). Sirva como ejemplo que es emblema de Nike, y que su campaña mediática giró en torno a Carlitos (¿qué hubiera pasado con toda la parafernalia de de la ‘la pipa’ si el Checho no lo llamaba a Tevez in extremis?).

Hoy el diario El País publica un artículo de Soledad Gallego-Díaz titulado ‘Los Pibes Chorros le cantan a Carlitos’, el cual comienza así: “A Argentina le va bien Lleva años, con los sucesivos gobiernos Kirchner, de fuerte crecimiento económico que ha sacado al país de la depresión y angustia que causó la crisis del "corralito". Ahora son mucho más optimistas y han recuperado la confianza en la capacidad del Gobierno para manejar el país”. (si El País dejara comentar el artículo, debate caliente asegurado entre los cibernautas).

Luego viene un correlato de fundamentaciones de porqué Tevez es adorado y Messi ninguneado por un cierto sector de la población marginal. Vale la pena leer el artículo, se esté de acuerdo o no, porque refleja como piensa parte de la sociedad argentina (aclaración, donde el artículo dice ‘ortiga’ debió decir ‘ortiba’, del lunfardo, buchón, soplón; y las 'villas' lamentablemente no son patrimonio de Buenos Aires, si no de todas las ciudades argentinas).

Si Argentina tiene opciones de ganar la Copa América (o de soñar con volver a levantar una Copa del Mundo) es porque tiene a Messi. Ahora, si quieren ‘divertirse’ y aumentar el rating, quédense con Tevez, Maradona y Los Pibes Chorros. Por suerte, uno puede elegir. Son decisiones, como las de Batista.

No hay comentarios: