11 dic. 2010

Vuelve la alegría al Coliseum

Getafe 1 – Villarreal 0 (jornada 15). Un gol de Albín en el 88 desata el delirio en la afición azulona. El Getafe celebra la victoria más emotiva de la temporada tras las las expulsiones de Cata (40’) y Albín (89’). Los de Míchel se acuestan sextos tras su tercer éxito sucesivo.


Artículo publicado en El Iceberg: Crónica Getafe 1 - Villarreal 0

El Getafe logró un épico triunfo ante el Villarreal, que se presentaba en el Coliseum como tercer clasificado y con la vitola de desplegar el mejor fútbol vernáculo tras el duopolio Barça-Madrid. Y el conjunto azulón lo logró con garra, carácter y fútbol, sobre todo desde la expulsión del Cata Díaz en el minuto 40. En inferioridad numérica, el equipo de Míchel se hizo fuerte en defensa y luego comenzó a llegar con peligro al área defendida por Diego López. En una de las últimas bolas de la noche llegó el gol de Albín, que de tanto festejar se ganó la segunda amarilla. A la afición poco le importó, y celebró la conquista como en la épicas victorias, aquellas que aún no se habían presentado esta temporada. Con esta tercera victoria en serie el Getafe ratifica así la recuperación de su mejor juego y de los resultados. Los azulones se acuestan sextos con 23 puntos, uno más que la Real Sociedad que mañana visita el Camp Nou.

Del buen funcionamiento colectivo azulón –de menos a más conforme avanzó el choque- sobresalieron algunas individualidades notables, comenzando por Miku. Al punta venezolano sólo le faltó el gol para cuajar el partido perfecto (en realidad lo hizo en el 87, pero se lo anularon por un fuera de juego inexistente). Solitario arriba, se las arregló para jugar de espaldas, asociarse con sus compañeros y ser un dolor de cabeza permanente para la zaga amarilla. También se destacaron, por destacar algunos, Víctor Sánchez, que cumplió con creces en la posición de mediocentro defensivo, Marcano, asentado ya como titular indiscutible, y Rafa, que entró tras la expulsión del Cata Díaz y volvió a demostrar su rapidez y concentración (junto al central cedido por el Villarreal son hoy los dos zagueros más en forma del equipo).

A su vez, Codina hizo la parada de la noche cuando en el 45 le tapó un mano a mano a Nilmar, que de haber entrado podía haber cambiado la historia del choque. Por último, mención especial para Albín y Casquero. Ambos entraron desde del banquillo en el último tramo del encuentro y terminaron decidiéndolo (punto para el entrenador). Centro de Pedro Ríos, dejada de cabeza del talaverano y zurdazo cruzado de Juanchi a un metro del punto de penalti para que el delirio se apodere del Coliseum (hasta Codina cruzó todo el campo para sumarse a la feliz montonera). Es el primer tanto de una gris campaña del mediapunta uruguayo, el cual seguramente le servirá a él para que vuelva a aflorar su magia.

El trámite de la primera mitad fue parejo, donde el cuadro de Míchel llegó en tres oportunidades. La primera un tiro mordido de Gavilán a pase de Miku, un disparo lejano de Mané y una falta ajustada al palo de Parejo. Entre medias, la labor del colegiado Paradas Romero encendió a la grada que reclamó un penalti a Parejo (dio la sensación de no ser falta) y sobre todo con la expulsión del Cata Díaz, que derribó por detrás a Nilmar al borde del área (nada que discutir).

En el complemento el equipo castellonense adelantó líneas, pero Santi Cazorla, sensacional en el primer tiempo, perdió frescura, mientras que Borja Valero y Cani fueron diluyéndose. Rafa, que había ingresado por Gavilán, cortaba una y otra vez, y el Getafe, de a poco, comenzaba a llegar con alguna que otra contra. Pedro Ríos se lo perdió tras cruzar un derechazo en el 48 y Miku sacó un sablazo desde la frontal que se fue apenas desviado (min. 62). Juan Carlos Garrido movió el bancó y dio ingreso a Marco Ruben y Jefferson Montero, que entraron muy fríos en un partido que rozaba la ebullición. Sorprendió también la entrada del lateral izquierdo Catalá por el lesionado central Marchena, máxime que Gonzalo Rodríguez estaba en el banquillo, y que el cuadro local atacaba sólo con Miku por estar con un hombre menos.

El final fue apoteósico, con un Getafe que, al darse cuenta que el Villarreal no lastimaba, se fue con valentía a por la victoria. A Miku le anulan un tanto por fuera de juego (que no lo era, aunque esto dicho una vez vista la repetición de las imágenes), y en la siguiente jugada llegaría el ya mencionado gol de Albín. Miles de bufandas comenzaron a ser revoleadas en el Coliseum, algunas de las cuales ya tenían pelusas por el tiempo transcurrido desde la última epopeya azulona. Tras unas semanas tormentosas, vuelve la alegría a la Casa Azul. Que dure.


Detalles

Primera expulsión del Cata Díaz con el Getafe (143 partidos oficiales).

Casquero y Manu llegaron a los 144 partidos con el Getafe en Primera, alcanzando así al récord de Belenguer.

Tercera victoria seguida del Getafe en Liga. La última racha triunfal había sido entre las jornadas 14 y 16 de la campaña anterior (Tenerife, Sevilla y Valladolid). Si se gana en Almería, el equipo azulón alcanzará por vez primera cuatro halagos consecutivos en Primera.

El Villarreal llevaba 13 partidos consecutivos marcando.


Ficha técnica: Getafe 1 –Villarreal 0

Getafe: Codina; Miguel Torres, Cata Díaz (R 40’), Marcano, Mané (A); Parejo (Casquero 82’), Víctor Sánchez (A); Pedro Ríos, Manu del Moral (Albín 68’, AA R 89’), Gavilán (Rafa, min. 45); y Miku (A).

Villarreal: Diego López; Ángel, Marchena (Catalá, min. 70), Musacchio, Capdevilla; Bruno (A), Senna; Santi Cazorla (Montero 75’), Borja Valero, Cani (Marco Ruben 52’); y Nilmar.

Árbitro: Paradas Romero (C. Andaluz).

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 15 de Primera División. Coliseum Alfonso Pérez (12.000 espectadores). El seleccionador nacional Vicente del Bosque presenció el partido desde el palco.



Foto: Reuters

No hay comentarios: