29 sept. 2010

El 'Viejo' Young Boys, orgullo de Berna

Mañana el Getafe visita la capital suiza por la Europa League. El centenario club aurinegro, un clásico del fútbol helvético, lleva 23 años sin ganar un título. El estadio Stade de Suisse se levantó sobre el antiguo Wankdorf, mítico escenario de la final del Mundial 54, la del ‘Milagro de Berna’.


El segundo partido para el Getafe en la fase de grupos de la Europa League será ante el Young Boys en Berna. A la sombra del gigante Grasshopper y de los actuales animadores de la liga suiza, Basilea y Zürich, el Young Boys intenta recuperar en el fútbol continental el prestigio que significó el haber disputado las semifinales de la Copa de Europa en 1959, donde cayó eliminado ante el Stade Reims.

A continuación repasaremos historias y curiosidades del equipo suizo, mientras que mañana analizaremos la plantilla de Vladimir Petković.


• Centenaria historia

Fundado en 1898 con el nombre de Berner Sport Club Young Boys 1898, el YB es el club más importante de Berna. El equipo aurinegro ha sido desde entonces el orgullo futbolístico de la capital suiza manteniendo, pese a la sequía de títulos, una de las aficiones más fieles del país. La estrecha relación entre la hinchada y el club ha promovido que éste haya decidido no utilizar el dorsal número dos, el cual se ‘reserva’ simbólicamente para la asociación oficial de aficionados.

Imagen del Young Boys de 1910 (1)


• Semifinalista de la Copa de Europa en 1959

El Young Boys vivió su época dorada en los años 50, era que tuvo a Albert Sing como principal valedor. El entrenador alemán estuvo en el club entre 1951 y 1964, y bajo su gestión el cuadro bernés logró un tetracampeonato liguero (1957-1960) y dos Copas helvéticas. A su vez, aquel YB llegaría hasta las semifinales de la Copa de Europa de 1959. El Stade Reims de Just Fontaine y Piantoni, que luego caería en la final ante el Real Madrid, lo eliminaría por un global de 3-1 (1-0 en Berna y 3-0 en París). En el cuadro suizo destacaban Eugen Meier, la 'Bomba', y el alemán Ernst Wechselberger, ambos máximos artilleros del club en competiciones europeas (siete tantos cada uno). La popularidad del club crecía de la mano de la capacidad de su campo, el Wankdorf stadium, que con motivo del Mundial de 1954 fue ampliada de 30.000 a 60.000 espectadores.

Ernst Wechselberger y el entrenador alemán Albert Sing (2)


• Victoria ante Real Madrid en 1987 y Athletic en 2009

El título de Liga de 1986 le permitió al YB regresar a la Copa de Europa, donde le tocó emparejarse con el Real Madrid en primera ronda. En el partido de ida, en Berna, el equipo de Alexander Mandziara ganaba 1-0 con un cabezazo de Urs Bamert. Sin embargo, Butragueño, Valdano y compañía aplicarían un rotundo 5-0 en el Santiago Bernabéu. Míchel, actual entrenador del Getafe, jugó ambos partidos para conjunto madrileño.

El otro equipo español que se enfrentó al Young Boys por competición europea fue el Athletic Club de Bilbao, durante la temporada pasada. En San Mamés ganó el equipo suizo (0-1), pero el cuadro vasco pasó de ronda tras ganar en Berna (1-2).


• Sequía de 23 años

Cuando en 1986 obtuvo su undécima liga, el Young Boys era el tercer equipo con más títulos por detrás del Grasshopper (27) y del Servette (17). Sin embargo, desde entonces no ha podido consagrarse campeón y ya ha sido superado en entorchados ligueros por el Basilea (13) y el Zürich (12). El YB suma tres subcampeonatos consecutivos. El último torneo que ganó fue la Copa suiza de 1987 (acumula en su palmarés 11 ligas y 6 copas).


• Temporada 2010/2011

Dirigido por el técnico bosnio Vladimir Petković, el Young Boys estuvo a punto de clasificarse para la Champions League. En la fase previa, el conjunto cantonés eliminó al Fenerbahce (2-2 en casa y ganó 0-1 en Turquía), aunque luego sería apeado por el Tottenham Hotspurs (triunfo 3-2 en Berna -Lulic, Bienvenu y Hochstrasser ponían el 3-0 a la media hora de juego- pero después caería en White Hart Lane por 4-0). En el primer partido de la fase de grupos de la Europa League sucumbió ante el Stuttgart (3-0).

Por otra parte, el YB no atraviesa su mejor momento en la Súper-Liga suiza. Actualmente se ubica en la sexta plaza con 13 puntos, a una unidad del tercero clasificado (la liga helvética está formada por diez equipos). El cuadro bernés empató el domingo pasado en el derby cantonal ante el Thun (2-2), y el próximo fin de semana visita al sorprendente líder, el Lucerna. La entidad es presidida por Werner Müller.



• Stade de Suisse: césped artificial y planta fotovoltaica

El Stade de Suisse es el campo del YB. Inaugurado en 2005, tiene capacidad para 31.000 espectadores (todas las localidades bajo techo), siendo el estadio con mayor aforo de todo el país después del St. Jakob Park de Basilea. La última temporada promedió unos 20.000 asistentes por partido (para la presente campaña cuenta con 16.000 abonados).

La construcción del estadio demandó la cifra récord de 350 millones de francos suizos (260 millones de euros), transformándose en una de las cuatro sedes helvéticas de la Eurocopa de Suiza y Austria en 2008. Asimismo, el campo suele acoger partidos de la selección helvética.

El Stade de Suisse tiene dos particularidades: el césped artificial y los paneles solares que cubren todo el techo. En cuanto a la hierba plástica, puede llegar a convertirse en una ventaja para el dueño de casa si el equipo visitante no logra adaptarse a la superficie del terreno (en la campaña pasada el YB ganó 15 de los 18 partidos ligueros como local, mientras que en la presente temporada el Fenerbahce empató y el Tottenham perdió).

Por su parte, el estadio cuenta con la planta de energía solar más grande del mundo integrada a un recinto deportivo. Las placas fotovoltaicas instaladas en el techo abastecen de electricidad al propio Stade de Suisse y a parte del barrio circundante.



• ‘The Hot Seat’, un asiento único en el estadio

Otra de las particularidades del Stade de Suisse es la presencia de un asiento individual distinto a los demás, de color rojo (el resto son amarillos y negros). El primer usuario de este asiento, en 2005, fue el bernés Walter Eich, leyenda viva del club. Dicha localidad no se vende, si no que en cada partido es ocupada por una personalidad ilustre, frecuentemente relacionada con la entidad bernesa.

Walter Eich fue el primero en usar 'la silla caliente' (5)


• El Milagro de Berna

El presente Stade de Suisse es el tercer estadio que se construye sobre el mismo terreno. El Wankdorf Stadium original se inauguró en 1925, pero fue demolido para la edificación de uno nuevo en ocasión del Mundial de 1954 (se pasó de una capacidad de 42.000 a otro de 64.000 espectadores).

En la final de aquel torneo se produjo lo que luego se llamaría como ‘El Milagro de Berna’, cuando la Alemania Federal de Rahn y Fritz Walter superó contra pronóstico a la Hungría de Puskas y Czibor (3-2). El triunfo de aquella selección germana fue tomado sociológicamente como uno de los puntales de la reconstrucción del país tras la Segunda Guerra, inspirando todo tipo de historias e incluso una película documental en el año 2003.

Posteriormente, en el Wankdorf Stadium también se disputó la final de la Copa de Europa de 1961, cuando el Benfica doblegó al Barcelona (3-2). No obstante, el equipo blaugrana tendría su pequeña revancha en el mismo escenario, cuando en 1989 ganó la final de la Recopa a la Sampdoria (2-0). El estadio fue demolido en 2001 para dejar paso al Stade de Suisse, el cual fue inaugurado en 2005.

Carteles frente al Stade de Suisse que evocan la inolvidable final del Mundial 54 entre Alemania y Hungría (6)


• Nuevo nombre: de ‘Wankdorfstadion’ a ‘Stade de Suisse’

La mayoría de los aficionados del club bernés siguen llamando a su campo como todo la vida, el ‘Wankdorfstadion’ (en alemán), en lugar del moderno ‘Stade de Suisse’ (en francés). La razón del reciente cambio, en declaraciones de un directivo al periódico Austrian Times es que “el nombre (Wankdorf) puede que no sea gracioso en alemán, pero ahora tenemos que pensar de forma más internacional y aceptar que los anglohablantes encuentran hilarante el nombre original”. Wankdorf suena fonéticamente como ‘wank off’, que en inglés significa ‘masturbarse’. Esto, conjugado con el nombre del equipo, Young Boys (‘chicos jóvenes’) dispara frecuentemente todo tipo de bromas de mal gusto con el club. En su último concierto allí, Robbie Williams, preguntó ante 40.000 espectadores: “¿Este lugar se llama realmente ‘Wankdorf’? ¿Qué clase de nombre es ese?".


• Diez leyendas: de Walter Eich a Chapuisat

Walter Eich (1947-60). Portero internacional. Considerado el mejor en su puesto en la historia del club. Es el segundo en la cantidad de partidos disputados (387). Entrenó al equipo en los años 1970/72, y 1983/84.

Willi Steffen (1950-62). Defensa. Otro que estuvo en la época dorada del club. Luego siguió en el club como directivo.

Eugen ‘Bomba’ Meier (1952-62). Delantero internacional. Anotó 249 tantos en 376 encuentros con el YB. Es el segundo máximo artillero en la historia de Suiza. Pichichi de la liga suiza en 1953 (32 tantos) y 1959 (24). Disputó los Mundiales de Suiza 54 y Chile 62.

Ernst Wechselberger (1952-64). Delantero internacional. Pichichi liguero en 1958 (22). Marcó 203 tantos oficiales en el club (segundo máximo anotador).

Heinz Schneiter (1955-62). Defensa que luego también entrenó al YB entre 1970 y 1972. Disputó los Mundiales de Chile 62 e Inglaterra 66.

Willy Schneider (1958-69). Delantero. 173 tantos con el cuadro bernés.

Jacob ‘Köbi’ Brechbühl (1971-83). Defensa internacional. 355 encuentros con la elástica aurinegra.

Martin Weber (1979-95). Defensa. 16 temporadas y récord de partidos: 499. También fue entrenador interino algunos partidos en 1999.

Thomas Häberli (2000–09). Delantero. El último gran ídolo de la afición aurinegra marcó 74 goles. Hasta el momento, ‘Häbigoal’ es el único jugador del club que ha tenido partido despedida.

Stéphane Chapuisat (2002-05). Delantero. Legendario punta internacional suizo que disputó 100 partidos con el Young Boys (53 goles). ‘Chappi’ fue Pichichi de la Liga Suiza en 2001 (21) y 2004 (23). Actualmente trabaja en el cuerpo técnico del club.

Cuatro glorias del YB: Chapuisat, Meier, Weber y Häberli (7)


• Ex jugadores: de Boskov a Georges Bregy

Vujadin Boskov (1962-64). Extremo derecho internacional yugoslavo. El serbio ejerció como jugador y entrenador durante ese par de años, sus últimos dos como jugador y sus dos primeros como entrenador.

Georges Bregy (1984-86 y 1990-94). Talentoso mediocampista internacional. 192 partidos y 52 tantos repartidos en dos etapas. Se retiró en el YB.

Dario Zuffi (1985-91). Delantero internacional. Marcó 113 goles con el YB. Pichichi de la liga suiza en 1991 (17).

Alain Sutter (1987-88). Mediocampista internacional nacido en Berna. Hizo gran parte de su carrera en el Grasshopper.

Andrés Escobar (1989-90). Defensa internacional colombiano, que luego sería asesinado en 1994.

Johan Vonlanthen (2001-03). Mediocampista internacional suizo nacido en Colombia.

Hakan Yakin (2005-08). Mediocampista internacional suizo. Pichichi de la Liga Suiza en 2008 (24). Disputó el Mundial de Sudáfrica.

Carlos Varela (2005-09). Extremo diestro gallego, de Laracha, que realizó toda su carrera en Suiza. Este verano firmó por el DC United.

Gilles Yapi Yapo (2006-10). Mediocampista internacional marfileño que, según el diario Marca, estuvo en la órbita del Getafe a finales del 2005.

Seydou Doumbia (2008-10). Delantero internacional marfileño. 50 goles en 64 partidos, Pichichi y Mejor Jugador de las últimas dos ligas suizas (20 y 30 tantos respectivamente).

Guillermo Pereyra (2009). Mediocentro argentino ex River, Mallorca y Murcia; ahora milita en San Lorenzo.

Ex jugadores: Boskov, Bregy, Sutter y Doumbia (8)


• Berna, Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO

La capital de suiza es la cuarta cuarta ciudad más poblada del país helvético con 120.000 habitantes (en su área metropolitana llega hasta los 650.000), cifras de población inferiores a Zurich, Ginebra y Basilea. Atravesada por el río Aar, es uno de los cantones con predominio del idioma alemán. Inscrita por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad, desde hace una década figura entre las diez ciudades del mundo con mejor calidad de vida.

Entre las personalidades famosas que nacieron en Berna se encuentran el pintor Paul Klee, la actriz Ursula Andress o el ciclista Fabian Cancellara (nació en el cercano pueblo de Wohlen, cantón de Berna). Asimismo, uno de sus residentes más ilustres fue Albert Einstein, que trabajó muchos años en la capital helvética y donde escribió su famosa Teoría de la relatividad.




Créditos fotográficos:
(1) SFAV (www.iffhs.de)
(2) (3) y (4) Web oficial del Young Boys (www.bscyb.ch)
(5) www.michielvandertuin.com
(6) Sandstein
(7) a) Getty Images, b) Urs Baumann / Berner Zeitung BZ, c) Andreas Blatter / Berner Zeitung BZ, d) NZZ on line

No hay comentarios: